El queratocono es una condición ocular que afecta la forma de la córnea, la capa transparente en forma de domo que cubre el ojo. Esta enfermedad hace que la córnea se adelgace y se abulte hacia afuera en forma de cono, en lugar de tener una curvatura redondeada normal. Esto puede llevar a una visión distorsionada y dificultades para ver claramente.

Síntomas del Queratocono

El queratocono puede manifestarse de diferentes maneras y los síntomas pueden variar de una persona a otra. Algunos de los síntomas más comunes incluyen:

Visión borrosa o distorsionada

La visión borrosa es uno de los primeros signos que puede notar alguien con queratocono. A medida que la córnea se adelgaza y se curva hacia afuera, la luz se enfoca de manera incorrecta en la retina, lo que causa una visión borrosa y distorsionada.

Sensibilidad a la luz (Fotofobia)

Las personas con queratocono suelen experimentar sensibilidad a la luz, especialmente en entornos brillantes o al aire libre. Esto puede hacer que sea incómodo o difícil estar expuesto a luces intensas, como la luz solar directa o las luces brillantes de los automóviles durante la noche.

Visión doble (Diplopía)

En algunos casos, el queratocono puede causar visión doble o imágenes fantasma, especialmente en condiciones de poca luz o al mirar objetos lejanos. Esto se debe a la forma irregular de la córnea, que afecta la forma en que la luz se enfoca en el ojo.

Cambios en la prescripción de lentes

A medida que el queratocono progresa, es posible que necesites cambiar tus lentes con más frecuencia debido a cambios rápidos en la visión. Esto puede incluir el aumento de astigmatismo y miopía irregular.

Dificultad para conducir de noche

Las personas con queratocono pueden experimentar dificultades significativas para ver claramente durante la noche, debido a los problemas de visión como halos alrededor de las luces y una visión generalmente borrosa.

Es importante tener en cuenta que los síntomas del queratocono pueden empeorar con el tiempo si no se trata adecuadamente. Por lo tanto, es fundamental realizar revisiones regulares con un oftalmólogo para un diagnóstico y tratamiento oportunos.

Causas del Queratocono

Aunque no se conoce una causa exacta, se cree que factores genéticos y ambientales pueden desempeñar un papel importante. Frotarse los ojos con frecuencia, alergias o enfermedades como el síndrome de Down también pueden aumentar el riesgo de desarrollar queratocono.

Tratamientos para el Queratocono

El tratamiento del queratocono depende de la gravedad de la condición. En las etapas iniciales, ante gafas o lentes de contacto especializados pueden corregir la visión. Para casos más avanzados, procedimientos como el cross-linking corneal pueden fortalecer la córnea para detener la progresión del cono. En casos severos, puede ser necesaria una cirugía de trasplante de córnea.

Si sospechas que puedes tener queratocono o experimentas cambios en tu visión, es crucial consultar a un oftalmólogo especializado. Un diagnóstico temprano y un tratamiento adecuado pueden ayudar a preservar la salud visual y mejorar la calidad de vida.

Traducir »
Ir al contenido